Seiko Astron SBXY017: El Mejor Linaje En La Historia Del Cuarzo

@invitado

Esta entrada trata sobre un reloj que la mayoría de mis lectores habituales probablemente nunca compraría: el SEIKO Astron SBXY017. A primera vista, no encaja en mi colección, ya que contiene principalmente relojes vintage o de inspiración vintage…

Nota del editor: 
Este artículo está escrito por @mpbene6110 (Michael). Apareció por primera vez en su blog michaelswatchblog.de el 27/08/2021. Reproducimos, con permiso, una versión traducida, editada y ampliada para poder alcanzar el público de lengua española.

Fuente:
https://michaelswatchblog.de/2021/08/27/seiko-astron-sbxy017-the-greatest-name-in-quartz-watch-history/

El SBXY017 parece ser todo lo contrario. Equipa un calibre solar y cuenta con función de radio control para mantener la hora sincronizada. Un reloj moderno para el día a día, además de ser muy cómodo. Con 41,3 mm de diámetro y sólo 10,6 mm de grosor y hecho totalmente de titanio resistente a los arañazos, es fácilmente el mejor reloj que he tenido en términos de la experiencia de puesta.

Fuente:
https://michaelswatchblog.de/2021/08/27/seiko-astron-sbxy017-the-greatest-name-in-quartz-watch-history/

Pero sin ningún nexo con el mundo vintage. ¿En serio?

La historia de un reloj siempre es un aspecto importante para mí. Así que hagamos un corto viaje en el tiempo. En 1964, SEIKO fue el cronometrador oficial de los Juegos Olímpicos de Tokio, como ya vimos en esta entrada. Se usaron grandes relojes de cuarzo portátiles para medir el tiempo con exactitud. Todo un novum… En los JJ. OO. de Roma de 1960 se habían utilizado cronómetros mecánicos tradicionales.

SEIKO contaba con todos los conocimientos necesarios sobre esta nueva tecnología y decidió utilizarla para desarrollar un reloj de pulsera de cuarzo.

Algunas de las empresas relojeras suizas también estaban trabajando en la misma “próxima gran cosa”, pero SEIKO contaba con una gran ventaja. Era, y es hasta hoy, una empresa totalmente integrada, que desarrollaba y producía todos los componentes internamente. En comparación, la industria relojera suiza había evolucionado a lo largo de 200 años de una manera diferente. La mayoría de las empresas se especializaban en distintas piezas de relojes, ya fueran calibres, espirales, esferas, cajas, etc. Casi todas las marcas suizas conocidas utilizan al menos una docena de proveedores para fabricar un reloj.

Desarrollar una tecnología completamente innovadora con muchos componentes nuevos significaba tener que compartir conocimientos, hablar sobre las responsabilidades de cada parte y acordar como repartir el coste del desarrollo. Ninguna empresa por sí sola podía llevar esta nueva tecnología a nivel industrial, en el sentido de poder producir grandes cantidades de relojes a un precio razonable. Por todo ello, la industria suiza se centró en otro objetivo principal: el desarrollo de un movimiento cronográfico automático. Es otra broma de la historia que SEIKO también fue la primera empresa en sacar al mercado este mismo tipo de relojes en grandes cantidades. Relojes equipados con el calibre 6139 se vendieron desde principios de 1969, mientras que el consorcio Chronomatic seguía solventando problemas con sus primeros prototipos. Por otro lado, Zenith, que fue la primera marca en anunciar un calibre de estas características, no pudo entregar relojes hasta finales de ese año. Pero esa es una historia diferente…

¿Por qué SEIKO no anunció a bombo y platillo su movimiento cronográfico automático, tal como lo hicieron las empresas suizas? Como relató @aviationwatchcollector en la entrada Un SEIKO 6139-6010 “SpeedTimer” Muy Especial, es más que probable que los prototipos de SEIKO se adelantaran a los de Heuer y Zenith por bastantes meses… La respuesta creo que es bastante sencilla. Para SEIKO, lo más importante en 1969 no fue el movimiento 6139, sino el lanzamiento del SEIKO Astron 35SQ el 25 de diciembre de 1969, siendo el primer reloj de pulsera de cuarzo en llegar al mercado.

Su diseño fue el resultado de una competencia interna en el seno de la marca. El reloj debía verse “lujoso y fino”.

El primer reloj de pulsera de cuarzo, el SEIKO Astron 35SQ.
Fuente: SEIKO

Por 450.000 yenes (el equivalente de unos €11.500 hoy en día), SEIKO ofreció un reloj con una precisión de ±5 segundos/mes, una prestación mejor que la mayoría de los movimientos de cuarzo actuales e increíblemente más preciso que cualquier otro reloj mecánico de aquel entonces.

El calibre del primer reloj de pulsera de cuarzo.
Fuente: SEIKO

Creo que todos sabéis lo que siguió: los precios de los relojes de cuarzo cayeron de una manera vertiginosa. Muchas de las empresas suizas (especializadas en la relojería mecánica) no tuvieron respuesta y comenzó la llamada “crisis del cuarzo“. De hecho, fue más bien una crisis estructural, casi existencial. SEIKO abrió sus patentes al resto de productores, impulsada por la visión de que “Algún día, todos los relojes se harán así”. La industria relojera suiza intentó responder a este envite. El consorcio CEH presentó el BETA 21 Project en 1970, pero el impacto de los nuevos relojes japoneses fue demasiado duro. El modelo de negocio tan fragmentado de la industria suiza no podía competir y muchos de los proveedores y marcas simplemente quebraron durante la siguiente década. Algunos años más tarde, la industria relojera suiza se consolidó en base a grandes empresas consolidadas como el Swatch Group, pero muchos nombres famosos desaparecieron para siempre, o durante mucho tiempo.

Resumiendo, el SBXY017 lleva el nombre del reloj que indujo el mayor cambio en la industria relojera del s. XX. ¿Qué no tiene historia? Como hemos visto, es todo lo contrario. Pensad en todo esto antes de considerar esta pieza “un reloj moderno sin alma y sin significado histórico”.

Durante los últimos 20 años, la línea Astron de SEIKO es la que ha incorporado todas las últimas tecnologías, agregando calibres solares, radio control y GPS. Yo he sido admirador de estas tecnologías, pero los relojes de esta colección no me llegaban al corazón, principalmente por su diseño extremadamente moderno y su gran tamaño. Por supuesto, sus precios de €2.000 en adelante también eran desmotivadores.

Este año, sin embargo, SEIKO ha cambiado de rumbo. Típico de la marca, no ha hecho grandes anuncios sobre ello, pero han ido apareciendo nuevos modelos con el nombre histórico de Astron. Se trata de la colección SEIKO Astron Solar Radio.

El equipo de diseño ha cambiado, nutriéndose de profesionales de Grand Seiko. Se han reducido las prestaciones técnicas. Por ejemplo, estos nuevos Astron no incorporan el sensor GPS, controlándose la hora sólo a través de la señal de radio. Pero el cambio de “look” seguramente es lo más destacable, siendo estas nuevas referencias mucho más pequeñas y cómodas y ofreciendo esferas mucho menos cargadas.

Fuente:
https://michaelswatchblog.de/2021/08/27/seiko-astron-sbxy017-the-greatest-name-in-quartz-watch-history/

Por la disposición de los pulsadores, el reloj aparenta a primera ser un cronógrafo, ahora que el subdial grande y colorido a las 6 h marca la hora dual en formato 24h. Añade una ventana del fechador a las 3 h y un indicador de día de la semana entre las 8h y las 10 h.

Los “pulsadores” sirven para operar las funciones de radio control, como configurar el huso horario o controlar la última sincronización.

Fuente:
https://michaelswatchblog.de/2021/08/27/seiko-astron-sbxy017-the-greatest-name-in-quartz-watch-history/

Equipa el calibre de cuarzo solar 8B63, cuyas funciones incluyen: hora, día, fecha, calendario perpetuo, radiocontrol, hora dual y hora mundial.

Tienen una función de suspensión de actividad para ahorrar energía cuando no está en uso. Incluso sin ponerlo en este modo de ahorro energético, el reloj funcionará durante nueve meses sin estar expuesto a la luz. La función de ahorro energético se activa automáticamente si el reloj se almacena en un lugar oscuro o no se mueve durante más de 2 días. Una vez expuesto a la luz de nuevo, las manecillas y los indicadores de fecha y día se mueven como por arte de magia hasta la indicación correcta: es un placer observar este ajuste.

Los modelos SBXY001-023 están hechos de titanio con recubrimiento (Diashield) y cuentan con tecnología de recubrimiento súper transparente en el cristal de zafiro, una formulación denominada “Comfotex©“.

Estos modelos cuentan con corona roscada y ofrecen una resistencia al agua de 100 m, perfecta para el día a día.

Fuente:
https://michaelswatchblog.de/2021/08/27/seiko-astron-sbxy017-the-greatest-name-in-quartz-watch-history/

No sé por qué SEIKO ha decidido restringir estos modelos al mercado japonés, pero el hecho es que se pueden obtener fácilmente online por precios de entre €600-1.000 sin impuestos ni tasas. Creedme cuando os digo que nunca había visto relojes a este precio que ofrezcan tanta calidad y con acabados y detalles tan excepcionales.

Espero que podáis ver uno en vivo un ejemplar de esta línea de relojes para poder admirar sus detalles tan bien ejecutados, aunque imagino que hacerlo fuera de Japón puede ser difícil. De todos modos, si tenéis la muñeca para llevar un reloj de 41 mm, os lo recomiendo encarecidamente. Es un reloj definitivamente merecedor del nombre Astron, el de mayor impacto en la historia de los relojes de cuarzo.

Fuente:
https://michaelswatchblog.de/2021/08/27/seiko-astron-sbxy017-the-greatest-name-in-quartz-watch-history/

7 comentarios en «Seiko Astron SBXY017: El Mejor Linaje En La Historia Del Cuarzo»

  1. Interesante artículo, siempre me han llamado la atención los Astron, pero nunca lo suficiente para adquirir uno.

    Es curioso que el artículo dice que el movimiento suizo de cuarzo Beta-21 fue presentado en 1970, cuando yo siempre había leído que se presentó en 1968 como prototipo en un reloj denominado igual, pero que no se desarrolló y vendió comercialmente en marcas suizas hasta mediados de 1970. Y que por eso el Astron de Seiko fue “el primer reloj de cuarzo de pulsera vendido del mundo” y no “el primer reloj de cuarzo de pulsera fabricado (y vendido) del mundo”. Esto es algo que siempre ha suscitado controversia y discusiones en los foros de aficionados. Según leo en la web que referencia esta historia en el artículo, en 1968 se formó el consorcio CEH para desarrollar el Beta-21 pero no se presentó el movimiento hasta 1970. De ser así, el Astron sí sería el primer reloj de pulsera de cuarzo del mundo (así, en general).

    1. Efectivamente, incluso antes del proyecto Beta 21 ya se habían desarrollado varios prototipos, en USA, en la URSS.. pero otra cosa es desarrollar algo que sea factible para su comercialización y por ende su fabricación en masa (algo a lo que Seiko se les adelantó a todos) al igual que ocurrió con el cronógrafo mecánico.

      1. Sí, eso lo sabía, pero siempre había leído que el Beta-21 había sido el primero en presentarse en 1968 como reloj totalmente montado (pero sin ninguna marca concreta), aunque fuera como proptotipo. Siempre he leído que el Astron fue el “primero vendido”, pero que el “primero presentado” fue el Beta-21, pero parece ser que realmente el Astron fue tanto el primero vendido como el primero presentado.

    2. Excelente reloj para aquellos que gustan de esta línea de relojes. Astron es una línea a la que Seiko ha apostado mucho, hay bastante publicidad invertida en ello, creo que tiene a Novak DJokovic como embajador del reloj. Super utilitario y moviéndose en la misma dirección de Oceanus de Casio sin duda. Muy buen artículo y muy completa la información.

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.