El Disfrute De Hacerse Un Flieger

@aviationwatchcollector

Hoy quiero compartir con vosotros lo mucho que complace confeccionarse un reloj y lo mucho que se disfruta llevándolo.

Uno de los primeros artículos que apareció en esta web describía el montaje de un Flieger: Flieger 41mm Unitas 6498 Hecho En Casa. Os remito a ese artículo original en el que se detallaba los componentes seleccionados, dónde cómpralos y su coste.

La entrada concluía citando algunos de los errores de principiante que cometí al montar el reloj y en la selección de los componentes.

Y cómo no, hace unos meses decidí reconstruirlo, principalmente motivado por el deseo de realojar el reloj en una caja totalmente cepillada en vez de pulida. Aprovechando este cambio, también me decanté por hacerle un “upgrade” al calibre, eligiendo un UNITAS 6498-2 elaboré para sustituir el clon de este movimiento que equipaba la versión original. Ya puestos, también cambié las agujas pues las había marcado al montar el reloj por primera vez. Vaya, que simplemente quedó la esfera original de la primera versión.

He aquí el resultado. Dada la temática del reloj ¿Qué mejor que mostrarlo sobre la carta de navegación aérea (VFR) de Mallorca?

Fuente: https://www.safonagastrocrono.club/

La caja de esta nueva versión la volví a adquirir en eBay, en concreto de la tienda de TacTic TicTac Montres. La versión con cristal de zafiro cuesta €115 (la que equipa cristal mineral sólo €78).

Es una caja de acero inoxidable 316L con un acabado cepillado fino, más bien satinado. Tiene 41 mm de ancho, 49 mm de longitud (“lug-to-lug”) y 12 mm de grosor. Cuenta con 22 mm entre las asas.

Está construida en tres partes. La superior, que incluye el zafiro abovedado con antirreflejos en la parte interna y el bisel, se atornilla a la parte central. La junta alrededor del borde del cristal es de nailon e invisible. La trasera vista, en este caso equipada con cristal mineral con tratamiento antirreflejos, también es atornillada. Opcionalmente, se puede elegir un fondo ciego, a gusto del comprador. La corona es de tipo diamante, de 8 mm de diámetro. Tiene un tamaño perfecto para la estética Flieger. La resistencia al agua de la caja es de 5 ATM (50 m).

Podéis ver las tres partes de la caja en la siguiente imagen.

Fuente: https://www.safonagastrocrono.club/

El montaje del reloj es sumamente fácil. Los pasos, resumidamente, son:
1. Se coloca la arandela de separación sobre el calibre y la esfera sobre la arandela. La esfera lleva dos patas que se insertan por sendos agujeros en el calibre. Desde el lado opuesto (el inferior) se sujeta girando levemente dos tornillos cuyo perfil tiene forma de segmento circular. Al girarlos la parte circular presiona sobre las patas, manteniéndolas firmemente en posición.
2. Se coloca el combo de calibre y esfera en un inmovilizador de calibre para añadir las agujas, comprobando tras la colocación de cada una que giran libremente sin interferir con las otras.
3. Se retira la corona y la tija del calibre, desatornillando ligeramente un pequeño tornillo que asegura la tija.
4. El conjunto de calibre, esfera y agujas se inserta en la caja desde arriba, una vez desenroscada la parte superior de la misma.
5. El calibre se asegura a la caja con dos tornillos que debemos colocar y asegurar desde la parte inferior.
6. Se corta la tija a la medida, se le añade la corona y se inserta en el calibre. Normalmente este será un proceso iterativo hasta conseguir la medida exacta. Es siempre mejor cortar de menos que de más, lijar el corte y limpiar cuidadosamente. Se repite este proceso las veces que sea necesario hasta conseguir la medida ideal.
7. Tras asegurarnos de que todo está escrupulosamente limpio, se atornilla la parte superior de la caja.
8. Ahora es el momento de dar cuerda al reloj y comprobar que todo funciona bien, aunque durante la colocación de las agujas habremos comprobado que no interfieren la una con la otra.
9. Repetimos la limpieza por la parte trasera y atornillamos el fondo.

Sólo queda colocar una correa y “voilá”: reloj nuevo.

En la siguiente imagen podéis ver el reloj terminado a falta de añadirle la correa. Muestra todas las herramientas necesarias para completar este proyecto.

Fuente: https://www.safonagastrocrono.club/

Con experiencia, todo esto lleva aproximadamente una hora de trabajo, incluyendo la ardua labor de mantener todo escrupulosamente limpio.

La única parte delicada de todo el montaje es la inserción del calibre en la caja. Como he mencionado, se inserta desde la parte superior, fijándose a la caja con dos tornillos, aunque estos últimos se colocan y aprietan desde la parte inferior.

Es recomendable que el movimiento esté sin carga (es manual, así que sólo es cuestión de ser paciente) y que las agujas estén centradas a las 12 h antes de intentar insertarlo. Esto nos permite emplear los dedos (evidentemente protegidos con cobertores de dedos de relojero o guantes de latex) para poder sujetar el combo de calibre/esfera/agujas mientras se atornilla. En estas condiciones, disponemos de las zonas a las 3 h y las 9 h para poder sujetar la esfera sin dañarla, o interferir con las agujas. También podemos usar la tija y la corona (todavía sin cortar a medida) como punto de apoyo y para ayudar a centrar el calibre antes de atornillarlo, aunque en mi experiencia con aguantarlo en su posición con los dedos basta.

En la siguiente imagen podéis apreciar el reloj con el calibre ya fijado a la parte central de la caja, el corte de tija a medida completado y la necesaria limpieza completada, es decir, justo antes de atornillar el cristal frontal y la trasera.

Fuente: https://www.safonagastrocrono.club/

La otra opción sería colocar las agujas una vez el calibre y la esfera están insertados y asegurados a la parte central de la caja. Personalmente no recomiendo esta vía, porque dificulta visualizar bien (lateralmente) la instalación de cada aguja y la limpieza de estas últimas y la esfera.

A pesar de lo delicado de este paso, este diseño evita la necesidad de usar abrazaderas o un anillo de sujeción para asegurar el calibre, ofreciendo por tanto una vista ininterrumpida del movimiento a través de la trasera.

Explicado el proceso de montaje, veamos algunos de los componentes del reloj en detalle.

En primer lugar, en el siguiente carrusel podéis ver algunos de los detalles de la caja, con su acabado íntegramente satinado. Tiene un diseño absolutamente funcional y está muy bien proporcionada. La gran corona tiene un diámetro que iguala el alto de la parte central de la caja.

Comparado con la caja del Stowa Flieger Bronze Vintage 40, un reloj que también tengo el placer de tener en mi colección particular, observamos 1 mm más de diámetro y 0,4 mm más de longitud. Por tanto, la forma de la caja de este reloj es algo más chata, con asas más anchas y cortas. Dicho esto, la mayor diferencia radica en la altura. Este reloj tiene 2,4 mm de grosor adicional en comparación con el Stowa (que tiene unos escasísimos 9,6 mm de alto).

No considero los 12 mm de grosor excesivos para el tipo de pieza que pretende ser, pero sí es cierto que el grosor podría ser algo menor. Desde luego creo que hay más que suficiente espacio entre el bajo del cristal y las agujas como para haber permitido una pequeña reducción de la altura total del reloj, ya fuese reduciendo el grosor del bisel o el de la parte central de la caja. Podéis ver el perfil de ambos relojes (y un tercer ejemplar también hecho por mí mismo con un calibre NH35) en el último carrusel de imágenes de esta entrada.

El reloj equipa un calibre UNITAS 6498-2, una versión acelerada de su predecesor (su volante oscila a 21.600 vph comparado con 18.000 vph del 6498-1). Se puede observar por la trasera de exhibición del reloj. El calibre elegido tiene un coste de €275 al tipo de cambio actual.

Fuente: https://calibercorner.com/eta-caliber-6498-2/

En este caso se trata de una versión de este calibre en grado elaboré que cuenta con una espiral de Glucydur, una aleación altamente resistente a los cambios de temperatura. Como todos los movimientos 6498-2, incorpora 17 rubíes. Esta versión además ofrece una reserva de marcha de 56 horas, 3 más que las versiones normales.

Una de las características de estos calibres es que son bastante sonoros, emitiendo un tic-tac audible. Es una faceta que me encanta, pero no necesariamente será el caso con todos, por eso os aviso.

Como se puede apreciar en las siguientes imágenes, por lo general el calibre tiene una apariencia industrial, aunque los acabados son finos y detallados. Las platinas están bellamente cepilladas, por ejemplo, mientras que los mínimos grabados que incluye son muy precisos. Creo que es el tipo de calibre, sin decoración de ningún tipo, que merece este reloj “herramienta”.

Evidentemente hay opciones mucho más económicas. Por ejemplo, algunos clones chinos del 6498 (los Seagull ST3620, o copias de estos) se pueden adquirir a partir de €30, mientras que versiones normales del UNITAS 6498-2 tienen un precio de unos €160, aproximadamente. Entre los clones chinos hay todo tipo de decorados entre los que elegir. Como mi intención era quedarme el reloj para siempre, pues opté por incorporar el mejor calibre al que podía acceder y que conjuntara mejor con la estética del reloj. Creo que un calibre excesivamente decorado, como el anterior que portaba, no es la mejor solución.

La siguiente imagen muestra el zafiro abovedado, confirmando la invisibilidad de la junta del cristal.

Fuente: https://www.safonagastrocrono.club/

La esfera y las agujas también son de TacTic TicTac Montres. La combinación elegida (fondo negro mate, marcadores e índices blancos, agujas azuladas al calor y Super-LumiNova BGW9) tiene un precio de €99.

Aunque el azulado al calor de las agujas es un proceso que encarece bastante el precio de las agujas, el proceso resulta en unos acabados y brillos inimitables. A continuación, podéis ver la imagen del producto que muestra el vendedor.

Fuente: https://www.ebay.co.uk/str/tactictictacmontres

En la siguiente imagen he intentado resaltar el brillo y la tonalidad tan característica de este tipo de agujas.

Fuente: https://www.safonagastrocrono.club/

Por último, el lumen es absolutamente espectacular. No tiene nada que envidiar al que ofrecen los relojes de marca.

Fuente: https://www.safonagastrocrono.club/

Si habéis ido sumando, ya habréis establecido que el coste total de los componentes de un reloj de estas características es de €489 (€115 + €275 + €99) más algún gasto de envío. Otras opciones de calibre permitirían abaratar considerablemente este presupuesto. Y si bien es un monto considerable en términos absolutos, lo considero perfectamente razonable para un reloj equipado con calibre suizo elaboré, además de estar elaborado en Mallorca “artesanalmente”.

Considero que montarse un reloj es una gran experiencia, una que recomiendo a todos los aficionados. Permite crear un reloj de calidad a un precio relativamente contenido, además de ser la excusa perfecta para acumular herramientas de cierta calidad para trastear con nuestros relojes en el futuro. Creo que también ayuda a entender mejor la gran labor de los relojeros, un claro bonus adicional.

Por último, el disfrute de una pieza de este tipo es, como decirlo, incomparable. Ya sé que es rara la ocasión en la que nuestros relojes reciben interés de aquellos que no son aficionados a ellos, pero imaginad la satisfacción si alguien muestra interés por él y tenéis la oportunidad de explicar que lo habéis montado vosotros mismos.

En la siguiente estampa podéis ver el reloj puesto. Espero compartáis conmigo que luce mucho. Ahora bien, los Fliegers son relojes muy bonitos, por lo menos en mi humilde opinión.

Fuente: https://www.safonagastrocrono.club/

Para terminar, os muestro los tres Fliegers de mi colección particular.

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.