07/06/2020

La Factoría Maslennikov

Comparte

@therussianwatchcorner

Nota del editor:
En la imagen mostramos a Sebastián Pedra Forner (@lobito), un compañero coleccionista y articulista sobre relojes rusos y soviéticos. Ha sido un verdadero placer para nosotros el poder trabajar editando este magnífico trabajo de investigación de Sebastián, quien ha tenido a bien permitirnos su publicación.

Quisiéramos desde aquí realizar un pequeño homenaje a la marca de relojes soviética/rusa ZiM, un tanto olvidada dentro del sector y aun menos valorada fuera de sus fronteras.

La fábrica ZiM, establecida en Samara, empezó su actividad en el año 1909. Su función inicial era la militar, concretamente la realización de tubos metálicos para proyectiles y cañones. El número de personal a cargo de la fábrica era muy grande, por lo que se creó un núcleo de población llamado “ciudad de los trabajadores”.

A partir de 1918, tras la Primera Guerra Mundial, la producción industrial se reenfoca a fines pacíficos, aunque pronto se detiene. En 1923, vuelve a abrirse la planta y recibe el nombre de Maslennikov en honor a un gobernador local y es cuando pasa a llamarse propiamente ZiM que corresponde a la abreviatura de “Завод имени Масленникова”.

Durante la Segunda Guerra Mundial, la fábrica continuó haciendo productos militares y es también en los años 40 cuando comenzó a producir relojes, aunque algunos autores matizan que pudieron empezar a fabricarse en 1937. Primero fabricó relojes de bolsillo y a partir de los años 50 relojes de pulsera, ininterrumpidamente hasta el año 2002.

Paralelamente, a partir de 1959, se empezaron a realizar instrumentos electrónicos, equipos médicos, máquinas de coser, motores eléctricos, productos para la industria del automóvil, etc. Es decir, ZiM se convirtió en una especie de conglomerado industrial.

La fábrica ZiM también disponía de un equipo de construcción propio, que se encargó de construir el gran comedor de la fábrica, parques infantiles, edificios industriales e instalaciones deportivas. Había líneas de autobuses y trenes que paraban en el complejo que fue la factoría.

En 1990, tras la disolución de la URSS, la planta se declaró en quiebra. Más o menos sobrevivió vendiendo parte de su patrimonio hasta 1998, pero desapareció finalmente en el año 2006.

Para acabar esta introducción, destacaríamos que los relojes (y los otros productos de ZiM) eran especialmente queridos por la población rusa, aun siendo vetustos, por considerarse originales. Eran apreciados por ser “genuinamente propios”. Sirvan pues las fotografías que incorporamos en esta entrada como homenaje a esta difunta empresa, y marca de relojes.

Historia Gráfica De La Fábrica De Samara

De forma gráfica vamos a intentar mostrarles la importancia que tuvo la fábrica ZiM y en lo que se convirtió tras el cese de su actividad. Estas imágenes mostrarán el antes y el después de su ocaso.

Aquí tenemos una imagen de la fabricación de relojes en la planta de Maslennikov, con la luz que entra por los grandes ventanales. A su lado podemos compararla con lo que queda actualmente.

En la siguiente imagen antigua se observa la fachada de la cantina donde comían los trabajadores y a su lado una imagen reciente.

Aquí abajo podemos ver una vista aérea del edificio de la cantina de la fábrica, construida en 1930-32, junto a una fotografía de mediados de los años 90, que muestra su pobre estado con parte del techo totalmente derruido.

Sin embargo, en 1998-99, se realizó un ambicioso proyecto de reconstrucción para evitar la pérdida de este magnífico patrimonio arquitectónico. Aquí podréis encontrar los detalles de la reconstrucción. En la imágenes podemos apreciar el resultado final, junto a una maqueta del proyecto.

Los Calibres

Por norma general, a cada fábrica soviética de relojes se le asignaba la fabricación de unos calibres específicos. Para modernizar su industria relojera, antes de la Segunda Guerra Mundial, el estado compró maquinaria y material para la fabricación de relojes de la marca francesa LIP, salvándola así de la bancarrota. Con el apoyo de ingenieros franceses, lograron montar la fábrica de Penza. Esta parte de la historia está muy bien documentado en el admirable trabajo del Sr. Alan Garratt.

Cuando ya se tuvo estandarizada la producción de calibres, ésta se desvió hacia otras fábricas. Así, como ya vimos anteriormente, la fábrica de Samara empezó a producir relojes de bolsillo y fue en 1951, tras readaptar su producción al finalizar la guerra, cuando pasó a fabricar relojes de pulsera con los calibres de la serie 26XX. Tampoco debemos olvidarnos de que ZiM fue pionera en el ensamblaje de relojes digitales. Pero antes de llegar a esta fase mucho más avanzada en su historia, vamos a ver detenidamente los calibres que se fabricaron en ZiM, así como sus principales características.

Empecemos con el calibre ZiM/Lip 43.2 que se utilizó en relojes de bolsillo como el que podemos observar en la imagen inferior.

El grueso de su producción se centró en los calibres 2602 y 2608. Como ya sabéis, estos calibres, además de algunas de sus variantes, sirvieron para renovar completamente la industria relojera soviética. Desarrollados en base al calibre LIP 26, los calibres de la serie 26XX se utilizaron en la fabricación de la que haya sido quizás la marca más representativa de este periodo de postguerra, es decir Pobeda. Si bien en Samara también se fabricaron unidades de la marca Pobeda, por norma general, casi siempre se marcaron como ZiM. Pero no nos adelantemos, vamos a seguir examinando los calibres.

El calibre 2062 se caracterizaba por ser de carga manual, 15 rubíes, un pequeño segundero a las 6 h y la ausencia de protección antichoque en el volante. Sus características técnicas las podemos ver bien detalladas aquí. En la imagen inferior lo podemos apreciar.

El calibre 2608 también es un modelo de 15 rubíes sin antichoque. En las imágenes siguientes vemos que el puente sobresale algo más pues tiene la característica diferenciadora de llevar segundero central.

En la siguiente fotografía vemos los dos calibres juntos. El 2608 a la izquierda y el 2602 a la derecha. Observad la diferente altura del puente y la gran diferencia en la profundidad de las tapas traseras para cubrir los movimientos. Ambos calibres conservan aun las ornamentales “Côtes de Genève” que más tarde, con la masificación de la producción y el esfuerzo por abaratarla, perderán.

Aquí podemos ver un ejemplar del calibre 2602 ya sin ningún tipo de decoración.

ZiM utilizó otro tipo de calibres en sus relojes, pero de manera más puntual, como el calibre 2609 HA de Raketa que vemos a continuación.

Y una variante del mismo, posiblemente el 2628 H, también de Raketa, con fecha completa y que vemos en la imagen inferior.

Imagen por cortesía del Sr. Lee Chin Sheng.

Aunque como apuntábamos anteriormente, la gran mayoría de los millones de unidades fabricadas entre los años 50 hasta el año 2002 incorporaron mayoritariamente los vetustos calibres 2602 y 2608.

También es de destacar que, a principios de los años 70, ZiM ensambló y posiblemente también produjo módulos digitales, concretamente el B6-02 y alguna de sus variantes. En la imagen inferior vemos el modelo 3049 y uno más tardío con el mismo módulo, pero que incorporaba luz. Sobre la era digital en la Unión Soviética podéis encontrar mucha más información aquí.

Diseños De Esferas

Anteriormente hemos visto la historia de la factoría de Maslennikov, el devenir de su singular edificio y la tipología de calibres empleados. Continuaremos con nuestro humilde homenaje particular, ahora enfocado en los diseños de la marca.

Dada la variedad de modelos existentes, me ha parecido conveniente hacer una tipología de ellos en base a referencias estéticas y temporales, de producción. Hago un pequeño inciso para apuntar que todos los modelos que van saliendo en este artículo son de mi colección particular, salvo aquellos en el que se indica lo contrario. Al final enumeraré una serie de catálogos de referencia para quien los desee consultar. He de señalar que muchas de las unidades no aparecen en los catálogos de la factoría a los que se tiene acceso en la actualidad.

Dicho esto, voy a dividir los diferentes tipos de modelos en: tempranos, geométricos, geométricos-parejas, conmemorativos y coloristas.

ZiM Tempranos

Los primeros relojes de pulsera fabricados por ZiM eran de pequeño tamaño, como el conocido ZiM Chapaev, famoso y codiciado por su belleza y por ser el favorito de Yuri Gagarin. Es todo un icono dentro la relojería rusa.

Los siguientes modelos fueron construidos con cajas de aluminio, algo bastante inusual en la industria soviética por aquellas fechas. A continuación, mostramos el ZiM 2602/064016 (izquierda, o superior en móviles) y el ZiM 2608/021008.

Motivos Geométricos

En mi opinión, la fabricación y desarrollo de este grupo se corresponde con la mejor época de la factoría ZiM, que correspondería desde mediados de los años 60 hasta principios de los años 80. Los ejemplos aquí mostrados se fabricaron durante esa época, y es por ello que los examinamos con más profusión, extensión y detalle.

A partir de los años 80, se pierde calidad tanto en el acabado de los mecanismos (como vimos anteriormente) y en los diseños. Tal vez por ello se hayan ganado la injusta fama de ser relojes mal acabados y toscos, pero vamos a ver que no siempre fue así. Es importante señalar que algunos modelos aparecen firmados por ZiM y por Pobeda, ya que ambos fueron fabricados simultáneamente en la fábrica de Samara.

En la imagen inferior podemos apreciar los modelos 2608/181026-181024-171021. Estas tres esferas poseen además una superficie texturizada, además de motivos geométricos y sectoriales. El diámetro de la caja sin corona es relativamente más grande, de unos 34 mm aproximadamente. Los materiales de las cajas eran de pobre calidad, de acero cromado. Por norma general, sufren un gran desgaste y corrosión con el tiempo.

Los siguientes modelos se corresponden a los 2608/181079-xxx-141019-xxx. Las XXX reflejan modelos que no se encuentran en catálogos conocidos hasta la fecha.

Si los observamos detenidamente estos modelos podemos apreciar mejor el diseño y gran acabado de sus diales, así como los defectos que ha causado la corrosión en el pobre cromado de sus cajas.

Aquí otros ejemplos individuales que manifiestan la belleza y creatividad que puso la factoría en la fabricación de sus diales. De izquierda a derecha (arriba a abajo en móviles): modelo fuera de catálogo, ZiM 2608/171057 y ZiM 2602/064016.

Motivos Geométricos Parejas

Como se ha venido enunciando, en la factoría de Samara se hicieron ZiM y algunos Pobedas, compartiendo el mismo diseño. Me atrevería a afirmar, aunque no sea una teoría probada, que los ZiM se destinaron al mercado local y los de la marca Pobeda para gente con mayores recursos económicos y para el mercado de exportación.

Se han llegado a coleccionar bastantes parejas de relojes firmados por ZiM y por Pobeda. En la mayoría de los ZiM encontramos la leyenda en cirílico “сделано B CCCP”, en cambio en los Pobedas vemos “MADE IN USSR”. En la imagen inferior encontramos un buen ejemplo de ello.

Estos dos modelos no aparecen en catálogos.

A continuación se muestra una pareja con números peraltados, que tampoco aparecen en los catálogos de ZiM.

En el modelo 2602/161062, en el dial texturado se puede observar USSR y CCCP, respectivamente.

Al igual que en los diales lisos del modelo 2608/171029.

En el modelo 2602/161074, con trazos negros y manecillas azules, se vuelve a observar esta diferencia.

Y exactamente lo mismo pasa en el modelo 2608/171039, con segundera central y motivos geométricos en la esfera.

Para finalizar este apartado os quiero enseñar un modelo que tampoco aparece en los catálogos. Algunos compañeros a los que he podido consultar sostienen que los diseños de ciertos modelos fueron encomendados a diseñadores externos, dando rienda suelta a su creación artística.

Según mi criterio, y gusto particular, considero que todas las esferas geométricas de esta época son especialmente bonitas, por lo limpias, sencillas y equilibradas en su diseño y ejecución. Verdaderamente me gustaría averiguar quién, o que estudio, pudo haberlas diseñado. Quizás algún día salga esta documentación a la luz.

ZiM Conmemorativos

Prueba de que los ZiM fueron relojes muy populares y la población los sintió como propios es la gran profusión de temas patrióticos y conmemorativos que encontramos en sus esferas. Vamos a ver unos ejemplos. En la siguiente imagen vemos dos ejemplares con el manido tema del cosmonauta portando la bandera de la Unión.

Y como no podía ser menos, hay numerosos ejemplares con el aniversario del nacimiento de la Unión Soviética y la conmemoración de la victoria en la Segunda Guerra Mundial. En la imagen inferior, de izquierda a derecha: ZiM Aurora Cruiser 1922-1982 – 60 aniversario de la Revolución Rusa, Novorossiysk city hero, Miliciano 1945-1975 – 30 aniversario de la victoria de la Segunda Guerra Mundial, y 1945-1985 Moscú llama eterna.

ZiM Coloristas

Como coleccionista, siempre me ha llamado la atención la profusión de colores que tienen muchos ejemplares. He aquí algunos ejemplos de ello.

Terminaremos este apartado con dos ejemplares con números arábigos producidos por Mid Volga Branch, parte de la empresa rusa-alemana “Optim-Maveg” en la que Zim fue socio.

Por si a alguien le apetece contemplar más modelos no expuestos en este trabajo, o quieren ver los relojes más ampliados para observar sus detalles, les dejo este enlace al grueso de mi colección particular.

Relación De ZiM Con El Avant-Garde

En este apartado vamos a ver la posible conexión existente entre diseños de esferas geométricas con respecto al constructivismo. Quisiera apuntar que no he encontrado bibliografía, ni otros artículos de compañeros que hablen sobre el tema, ni tampoco archivos de diseño de la propia factoría ZiM.

Pero siguiendo criterios estéticos muy claros y a través del método comparativo, me atrevería a decir que existe una clara relación entre los diseños de esferas creados con motivos geométricos y estructurales, a partir de los años 60 y hasta 1980, con la corriente estética del constructivismo y del Avant-Garde ruso.

A grandes rasgos, el constructivismo fue un movimiento artístico que nació al mismo tiempo que la Revolución Rusa y en ese mismo país. Se caracterizaba por ser una corriente artística que huía de los museos, y buscaba llegar al ciudadano corriente, por medio de otros soportes, como la ingeniería, arquitectura, carteles, fotografía con materiales pobres, líneas puras geométricas y con sencillez.

Los principales postulados del constructivismo se pueden resumir como:

– Los representantes del movimiento no ven sus obras como arte.
– La técnica y el proceso para elaborar el producto son de gran importancia.
– Predomina lo tridimensional, la escultura, la arquitectura y el diseño industrial.
– Se asocia a la producción industrial y sus composiciones son construidas matemáticamente.

Los artistas de este movimiento se dedicaron al diseño de carteles, de moda, tipografías, fotografía, arquitectura interior, propaganda, ilustraciones, etc.:

– La obra se comunica con el espacio que la rodea o penetra.
– Se valora la simultaneidad del espacio, el tiempo y la luz.
– La misma consta de elementos (frecuentemente transparentes) de formas geométricas, lineales y planas, y hace hincapié en lo abstracto, pero relacionado con la industria y la técnica.

Uno de los máximos exponentes de ese movimiento fue Aleksandr Mikhailovich Rodchenko, nacido en 1891 en San Petersburgo. Falleció en 1956 en Moscú. Fue un pintor, escultor, diseñador y fotógrafo ruso dedicado al movimiento constructivista, y posiblemente puede considerase su líder.

Suyo es este cartel publicitario de 1923 con el texto “человек только с часами. только часы Mозера. Mозер только у гум”, y que es conocido como “un hombre debe tener un reloj”. La traducción exacta viene a decir: “La persona sólo con reloj. Sólo un reloj de Moser. Moser sólo en GUM.” Esto último hace referencia a unos famosos grandes almacenes de Moscú.

Ya tenemos el cóctel perfecto… Qué fácil resulta entrever que el movimiento Avant-Garde se puso al servicio del diseño de relojes en cuanto a esferas y cajas se refiere… El siguiente salto mental es obvio, y es deducir que detrás de nuestra adicción horológica hay toda una escuela de arte puesta a nuestro servicio, creando pequeñas obras de arte para el pueblo.

Pero bueno, vamos a examinar la corriente Avant-Garde rusa, o constructivismo, y comparar ejemplos de diferentes soportes artísticos y de creadores diversos con algunos de los diseños de las esferas de ZiM.

Recordad los motivos geométricos casi abstractos, las formas arquitectónicas y la poca variedad de colores que examinamos más arriba.

En la imagen inferior vemos el despliegue de una caja de golosinas de la famosa Кондитерская Фабрика “Красной Октябр”, la fábrica de chocolates y confitería “Octubre Rojo”. Las tabletas de chocolate con la imagen de “Alenka” y el cuento de los tres osos.

A continuación vemos el plano de la cantina de la fábrica Maslennikov con la forma de la hoz y el martillo, que ya vimos al principio de este trabajo, obra de la arquitecta Ekaterina Maximova, y construido entre 1930-1932.

En la siguiente imagen vemos una fotografía de Aleksandr Rodchenko.

Aquí vemos un modelo arquitectónico de escalera constructivista.

La relación estética entre el constructivismo y otras marcas de relojes soviéticos también es evidente. Vamos a ver algunos ejemplos con esferas de Raketa.

En la siguiente imagen comparamos una esfera con “Pintura”, una obra del pintor húngaro Moholy-Nagy.

Y finalmente, vemos esferas que parecen compartir inspiración con el edificio del Sanatorio Druzbha.

Aunque no tenemos ningún documento para certificar estas relaciones estéticas, el método comparativo nos permite encontrar muchas similitudes en sus concepciones y argumentos estéticos, sin olvidarnos del aspecto funcional del reloj mismo. Yo invito a los lectores a que saquen sus propias conclusiones.

Para acabar, adjunto los enlaces a los catálogos prometidos más arriba: Catálogo circa 1970, Catálogo 1983 y Catálogo 1987 (cortesía del Sr. Lee Ching Sheng) y de la colección completa de mis relojes.

Agradecimientos

@lobito quire agradecer:
Al Sr. Lee Chin Sheng por su desinteresada colaboración técnica, a la hora de encontrar unidades, y en la revisión de textos.
A Miquel Ángel Cladera, por ser un gran historiador y difusor de la relojería rusa en particular y ofrecer la oportunidad de que este artículo vea la luz.
A vendedores varios, que sabiendo de mi afición por ZiM me han ido buscando y reservando modelos de relojes, que sin su ayuda hubiese sido imposible encontrar.
A mi querida familia, por todo el tiempo robado por esta afición.
A todos los que estamos sufriendo esta epidemia vírica, por solidaridad.



8 comentario en “La Factoría Maslennikov

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.